Por qué los bebés piden el “Sana, Sana colita de rana”

El otro día mi bebé de 17 meses se golpeó su manito, vino corriendo y me la mostró diciendo “au” con cara de dolor, ella buscaba el “sana, sana colita de rana”. Luego de que se lo hice siguió jugando pero volvió a los pocos segundos y me puso su otra mano diciendo “au” con la misma carita de dolor, por lo que le volví a hacer el sana, sana y le di un beso. Acto seguido me muestra su rodilla y me dice nuevamente “au”, le vuelvo a hacer su sana, sana. Ella obviamente no se había vuelto a golpear pero por alguna extraña razón estuvimos con el Sana, sana un buen rato y esto duro un par de días más.

La situacion me dejó meditando sobre cuáles eran las causas por las que ella insistía con el sana, sana a pesar de no haberse lastimado: una interpretación más bien práctica que solo se limite a la acción nos haría creer que mi niña me estaba tomando de tonta, estaba aburrida o se estaba burlando de mí porque claramente no se había golpeado, pero si dejamos que nuestro amor de mamá nos guíe en el análisis nos daremos cuenta que la realidad es muy diferente a lo que parece en la superficie.

Cuando los hijos nos piden el sana, sana o el vasito de agua antes de dormir o que los arropemos, lo que en realidad nos están pidiendo es un mimo, es la confirmación que necesitan para poder corroborar que estamos presentes, que estamos allí si nos necesitan, que los acompañamos en su dolor o en sus miedo, ellos quieren saber que son comprendidos amados y custodiados.

Por eso y aunque mis hijos ya no sean niños y aunque en realidad no se hayan golpeado o no tengan sed antes de dormir siempre contarán con mi “sana, sana” y con el vasito de agua antes de dormir.

Enmarcado-pintura-al-&oacuteFoto por Irvan Budi irvanbudiraditya@gmail.com

Advertisements

One thought on “Por qué los bebés piden el “Sana, Sana colita de rana”

  1. Eliana

    Hola Ana!

    RECIEN me acaba de suceder EXACTAMENTE esto que contas; camilo , mi niño de 20 meses, se agarró los dedos con una puerta y sana sana mediante y besos y upa mejoró super rápido …pero de todos modos siguió un buen rato en mis brazos antes de volver a jugar. Es así mismo; las mamás todo lo podemos , todo lo sabemos, todo lo sanamos….y esta bueno darse cuenta de ese super poder porque si bien la cotidiana es por momentos caótica y agotadora, el tiempo que dura ese super poder es cortisimo! Parar , respirar y ser consiente esta buenísimo y da pilas para Seguir.
    Besote desde Uruguay !

    Liked by 1 person

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s